Todo destruido

Hoy se cumplen diez años del fin del último encierro minero en el Bierzo Alto. Lo protagonizaron mineros de Alto Bierzo en el Pozo Casares que estuvieron 26 días en el interior de la mina reclamando que el empresario le pagara las nóminas adeudadas. En la actualidad de esas instalaciones que en su dia fueron referencia en la comarca no quedan más que escombros.