El rastro vuelve a abrir con limitaciones

Después de más de 3 meses sin rastro en León capital, este tradicional mercado dominical ha vuelto a desplegar sus puestos en el paseo de papalaguinda pero con medidas de control de aforo y distancias. Menos gente y menos comerciantes, pero muchas ganas de vender y de comprar.