La central de Anllares es historia

48 kilogramos de dinamita y 850 metros de cordón detonante han puesto el jueves punto final a la última referencia que quedaba en pie de la central térmica de Anllares, la torre de refrigeración. Este elemento de la planta tenía una altura de 110 metros con un diametro en superficie de 80 metros con un preso aproximado de 8000 toneladas