El enoturismo se rearma después del parón forzoso

Vuelven a sonar los motores de un pilar de la economía de la provincia ligado a las bodegas. el enoturismo ha sufrido una parada en seco, de la que comienza a recuperarse con la apertura de cierres y cada vez menos restricciones. Las bodegas se han reinventado o simplemente esperan a que pase el temporal, que han capeado gracias a las visitas del público más cercano.