CORONAVIRUS

El Hospital de Ávila restringe las visitas tras detectarse un brote en la tercera planta del centro

Hay seis positivos, cuatro de ellos son asintomáticos

Ical

El Hospital Nuestra Señora de Sonsoles de Ávila ha tomado una serie de medidas restrictivas después de detectarse un brote de COVID de seis positivos, cuatro asintomáticos, en la tercera planta del centro.

Ante este brote y la situación epidemiológica de aumento de la incidencia en la provincia, la dirección del centro ha revisado las recomendaciones de visita y acompañamiento.

En concreto, informa la Junta, el visitante deberá ser siempre la misma persona y se priorizará que sea conviviente. Se habilitará un horario de visita.

La visita se alternará por franja horaria con el objeto de que no haya más de un visitante por habitación y turno de tal forma: pacientes que ocupan la cama 1, de 16.00 a 17.30, y pacientes que ocupan la cama 2, de 18.00 a 19.30.

Igualmente, el visitante podrá estar con el paciente respetando las medidas de prevención y control de gotas y contacto (higiene de manos y mascarilla de tipo higiénico/quirúrgico). Si se observase que el visitante porta una mascarilla sin válvula de exhalación, se sustituirá por una de tipo quirúrgico. Queda terminantemente prohibido al visitante las visitas y movilidad a otras zonas o habitaciones del hospital.

Por último, el visitante seguirá, en todo caso, las recomendaciones de los profesionales. Se permitirán los acompañantes en caso de necesidad mayor, gran dependencia o los establecidos por la ley. Las zonas de hospitalización que ya tenían normativa propia por sus especiales características (Obstetricia y Pediatría) se regirán por sus normas, como hasta el momento.